Pirómano

Pirómano - by Do.Lobera

El fuego, consumía la vivienda a pesar de los esfuerzos de los vecinos por apagarlo. Todos ponían su grano de arena, pero era en vano. Se trataba del 6º incendio que sucedía en apenas un mes. Nadie podía hacer nada. 

Cansado, el anciano, se volvió a su casa. Sin embargo, al llegar a su casa encontró que la policía le esperaba con el camión de preso. Había caído en su trampa. Debía haber esperado para volver a actuar. No obstante, ya no podía hacer nada para evitarlo. 

Volvió a cambiar su aspecto y fingió que solo pasaba por ahí. Pero ya habían descubierto su juego y ya no podía huir.

Se lo llevaron en el camión y tras un largo juicio fue enviado a la prisión de la torre de la que nadie jamás había logrado huir. Y allí permaneció hasta que logró incendiar la torre y, en el caos, logró escapar. En esa ocasión huyó lejos y nunca nadie le volvió a ver.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .